Se busca refugio

SPC - lunes, 4 de febrero de 2019
Se busca refugio - Foto: Juan Medina
Miles de personas huyen cada año de sus hogares por el temor a perder la vida y reclaman asilo en otros países, como España, que en 2018 batió el récord histórico de peticiones con 55.500

Ni siquiera con el parque del Retiro como escenario, a miles de kilómetros de su casa, Mario, de 41 años, se atreve a dar la cara. Las amenazas de muerte le empujaron a salir de su país y aún hoy tiene miedo. Sin tiempo para despedirse de los suyos, abandonó Venezuela después de denunciar las irregularidades de sus superiores en una gran empresa pública. El chavismo lo consideró un traidor, le acusaron de sabotear a la compañía y le pusieron en la lista negra. Su destino: la cárcel. O, aún peor, la muerte. Por eso huyó sin volver la vista atrás. Tras un largo periplo llegó a Madrid, donde una de las primeras cosas que hizo fue solicitar asilo. Todavía se encuentra a la espera de una respuesta, pero no concibe regresar. «Solo de pensarlo, me entran escalofríos y tengo horribles pesadillas», asegura.
El relato de Mario es uno entre miles. Pero, aunque los orígenes y los detalles sean distintos, todos las historias comparten, al menos, dos circunstancias: quienes las cuentan no pueden volver a su nación y han elegido España como refugio. No hay que olvidar que la palabra asilo nace del griego asylos, que significa templo inviolable o sitio donde nadie puede ser molestado. Así sienten el país que les ha acogido. Precisamente, en 2018, España batió el récord histórico de solicitudes: se tramitaron 55.600. Una cifra que se espera que aumente para alcanzar las 78.500 peticiones a finales de año. 
De las 55.600 personas que iniciaron el proceso, unas 20.000 tenían nacionalidad venezolana, es decir, suponen un 40 por ciento. Estos números prácticamente duplican a los de 2017, cuando 10.629 migrantes de la nación sudamericana solicitaron protección. 
 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Natv.es se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD