Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

Los 'Red Sticks' pelearán por el billete olímpico

EFE
-
Los 'Red Sticks' pelearán por el billete olímpico - Foto: RFEH

España llega a la final del Europeo tras ganar a Holanda por 3-4 y optan a conseguir plaza en Tokio 2020

La selección española de hockey hierba volverá a pelear, 12 años después, por el oro continental, tras sellar hoy su pase a la final del Europeo de Amberes (Bélgica) al imponerse por 3-4 a la todopoderosa Holanda.
Ni la condición de ganador de las dos últimas ediciones, ni la inmaculada trayectoria del conjunto holandés en la fase de grupos, con contundentes goleadas sobre Irlanda (5-1) y Escocia (6-0), nada intimidó a un equipo español, que ha ido creciendo partido a partido a lo largo de torneo.
Una continua evolución que permitió a los pupilos del francés Fred Soyez adueñarse de la contienda desde el primer minuto, para sorpresa de una Holanda que quizá esperaba algo más de respeto por parte de la selección española. Tal y como se demostró a los dos minutos de juego al adelantarse en el marcador (0-1) con un gol de Pau Quemada, al transformar un penalti córner forzado por Xavi Lleonart.
Pero si España, que a punto estuvo de volver a marcar un par de minutos después por medio de Ricardo Sánchez, se mostró tremendamente eficaz en ataque, su triunfo se cimentó en el extraordinario trabajo defensivo desplegado por los de Fred Soyez. Las constantes ayudas de los jugadores españoles impidieron a Holanda crear claras ocasiones de gol, tal y como reveló el único remate entre los tres palos con los que los neerlandeses cerraron los dos primeros cuartos, pese a sus constantes acometidas sobre el marco español.
Todo lo contrario que España que aprovechó cada una de sus ocasiones, gracias a un efectivo Pau Quemada, que a los cuatro minutos del segundo período firmó el 0-2, al anotar un nuevo penalti córner, forzado en esta ocasión por Quique González de Castejón. Un gol que no relajó al conjunto español, que siguió mostrándose inexpugnable en defensa, pese al cada vez más intenso asedio de la selección holandesa.
Pero este jueves no fue el día de los atacantes neerlandeses, que ni de penalti córner logró batir el marco español. Una suerte en la que España se mostró intratable, como evidenció a los 34 minutos, al transformar el tercer penalti córner del que dispuso en la contienda. Un lanzamiento que no fue en esta ocasión obra de Pau Quemada, sino de Pep Romeu, que firmó el 0-3 al aprovechar un perfecto arrastre del anterior.
Marcador que ponía a España con pie y medio en una final, que los de Fred Soyez se aseguraron definitivamente con el gol de Ricardo Sánchez, que firmó a los 50 minutos el momentáneo 0-4, tras culminar una espectacular acción de Xavi Lleonart. Un gol que hizo inútiles los posteriores tres tantos de Holanda, el último ya en los segundos finales, que no sirvieron para evitar el triunfo (3-4) del equipo español, que 12 años después, peleará el próximo sábado (20,30) con el ganador del duelo entre Bélgica y Alemania por un título continental, que tendría como premio añadido la clasificación para los Juegos Olímpicos de Tokio.