Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

Navarra firma un protocolo para migrantes no acompañados

NATV
-

El documento establece el papel del Ejecutivo foral, Delegación del Gobierno, Ayuntamiento de Pamplona, Fiscalía y FCSE

Navarra cuenta desde este lunes con un protocolo para la acogida de menores migrantes no acompañados con el que se pretende "mejorar la coordinación" entre las distintas instancias implicadas en la primera acogida de los menores que llegan a la Comunidad foral.

En lo que va de año, el Gobierno de Navarra ha atendido a 315 menores y, en estos momentos, el Ejecutivo tiene la tutela de 278. El mayor flujo de llegada se ha dado desde febrero, mes en el que el número de menores tutelados era de 80. En concreto, el 80% de los menores que llegan a la Comunidad foral son del Magreb, con una media de 16-17 años y en la actualidad únicamente tres son chicas.

Para mejorar la coordinación entre las instituciones implicadas, cinco departamentos del Gobierno de Navarra (Derechos Sociales, Salud, Educación, Políticas Migratorias y Justicia, y Presidencia, Igualdad, Función Pública e Interior), han firmado este lunes un protocolo de coordinación para acoger a menores migrantes no acompañados. También lo han rubricado la Delegación del Gobierno, el Ayuntamiento de Pamplona, la Fiscalía General, Policía Nacional y Guardia Civil.

Este documento firmado servirá para coordinar a las distintas instancias implicadas en la primera acogida estos y estas menores que llegan a la Comunidad foral. Al mismo tiempo establece los procedimientos administrativos necesarios para la identificación y registro que permita a estos menores el acceso a los diferentes sistemas de atención.

En concreto, este protocolo de coordinación para la acogida determina con detalle los pasos que se han de seguir desde la localización de los menores, por parte de los cuerpos policiales, y el itinerario posterior, así como las pautas y plazos en cada caso, incluso identifica a las personas directamente responsables en cada fase, a las que se deberá contactar.

Así, el centro de referencia para la atención inmediata y primera acogida de menores es el Centro de Observación y Acogida (COA) 'Argaray', gestionado por la Asociación Zakan. Tras la acogida se comunica de manera inmediata su llegada a la Subdirección de Familia y Menores y, en paralelo, a la Delegación del Gobierno en Navarra, la Brigada de Extranjería de Policía Nacional, al Ministerio Fiscal y a la Dirección general de Políticas Migratorias para su conocimiento.

Será esta entidad de primera acogida quien facilitará la identificación de los menores, proporcionándoles una tarjeta con su nombre y fotografía, así como la dirección de residencia.

A partir de aquí, uno de los primeros pasos será el alta en el registro de menores extranjeros, con la toma de la huella digital y la fotografía del menor, por parte de Policía Nacional. Esta información será remitida a la Subdirección de Familia y Menores y, a continuación, a la entidad de protección que ostente la guarda del o de la menor.

Otro aspecto que contempla el protocolo es la determinación de la edad y las pruebas necesarias para determinarla en caso de que existan dudas razonables sobre la misma.

El documento se completa con la batería de trámites necesarios tanto para el reconocimiento del derecho a la atención sanitaria por parte del Instituto Nacional de Seguridad Social y la obtención de la tarjeta sanitaria del Servicio Navarro de Salud, como los necesarios para la autorización de la residencia.

Por último, contempla que de forma periódica, y con la coordinación necesaria, responsables de los diferentes Cuerpos Policiales de Navarra realicen, tanto en el COA Argaray como en el resto de centros de observación y acogida, sesiones de formación e información para asesorarles en materias de prevención y convivencia y, en definitiva, ayudar a los menores en su proceso de integración.

Entidades firmantes del protocolo

En el acto de firma del protocolo, celebrado en el Palacio de Navarra, han intervenido la consejera de Derechos Sociales, Mari Carmen Maeztu, el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, y el delegado de Gobierno, José Luis Arasti. También han estado presentes los consejeros Javier Remírez, Santos Induráin y Eduardo Santos, además de responsables de Guardia Civil y Policía Nacional.

En su intervención, la consejera Maeztu ha destacado que, "de alguna forma, el documento pone sobre papel lo que de hecho ya se está realizando" y ha puesto en valor "la agilidad con la que desde las distintas instancias implicadas se ha actuado para hacer frente a la llegada de estos menores en pocos meses y atender sus necesidades".

También se ha mostrado satisfecha por la forma de actuación y la respuesta. "En este momento, ha señalado, estamos actuando sobre el 100% de los menores migrantes y se están cubriendo en el 100% de los casos, las necesidades básicas de vivienda, atención sanitaria y educación", ha remarcado.

A juicio de la consejera Maeztu, "mejorar la coordinación intra autonómica era una de las prioridades del Gobierno de Navarra y este protocolo contribuirá a ello". Y ha señalado que "tenemos no sólo la obligación legal de atender a los menores que llegan, también la responsabilidad de hacerlo lo mejor posible".

Por su parte, el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, ha subrayado que la Policía Municipal ha recibido cursos específicos para desempeñar mejor su trabajo en este ámbito. En este sentido, ha dicho, "trabajamos mucho con el grupo de UPAS, las Unidades de Protección y Atención Social, que son equipos multidisciplinares que están especializados en este tipo de proyectos". "Nos esforzamos por conseguir la plena integración de estas personas, que provienen de situaciones personales muy complejas", ha remarcado.

Finalmente, el delegado de Gobierno en Navarra, José Luis Arasti, ha explicado que el protocolo "viene a clarificar un procedimiento que ya se venía aplicando, para dejar constancia del papel de las distintas administraciones implicadas en la acogida a los menores migrantes no acompañados".

"Nunca hay que perder de vista que hablamos de menores, que a menudo llegan a nuestro país huyendo de la pobreza o de situaciones de conflicto, y lo que necesitan es una atención transversal que les permita integrarse y llevar una vida plenamente normalizada en nuestra sociedad", ha subrayado.

Navarra firma un protocolo para migrantes no acompañados - Foto: NATV
Navarra firma un protocolo para migrantes no acompañados - Foto: NATV