Salvado el primer escollo de los presupuestos de Navarra

NATV
-

Parlamento foral ha rechazado este jueves la enmienda a la totalidad del proyecto de Presupuestos Generales de Navarra para 2020, al defenderla tan solo los 20 representantes de Navarra Suma.

Salvado el primer escollo de los presupuestos de Navarra - Foto: Cedida

A la sesión no ha asistido la presidenta del Gobierno foral, María Chivite, quien ha suspendido su agenda por el fallecimiento ayer de su padre, un suceso que ha marcado en parte el desarrollo del pleno, de cuyo orden del día se han retirado algunos de los puntos, y en el que los portavoces han expresado sus condolencias la presidenta.

En cuando a la enmienda a la totalidad, el resultado de la votación ya fue anticipado, cuando al rechazo de los partidos del Gobierno -PSN, Geroa Bai y Podemos- se sumaron EH Bildu -firmante de un acuerdo con el Gobierno para aumentar el techo de gasto y negociar enmiendas parciales- e Izquierda-Ezkerra, en el pacto de legislatura pero fuera del Ejecutivo, y que pretende negociar también sus propuestas en el trámite que ahora comienza con estas cuentas.
Parlamento rechaza enmienda a totalidad de los presupuestosParlamento rechaza enmienda a totalidad de los presupuestos - Foto: ARCHIVO
Ha intervenido la consejera de Hacienda, Elma Saiz, para defender un Presupuesto que "supone una oportunidad para Navarra y para la ciudadanía", está "elaborado con bases de rigor absoluto y con previsiones que se han demostrado como acertadas" con la meta de "lograr una Navarra más innovadora, más cohesionada y más sostenible".

Son "unos presupuestos progresistas de un gobierno que se define como tal, es un buen proyecto", ha definido para pedir en nombre del Ejecutivo que "no apoyen la enmienda a la totalidad".

Esta enmienda de NA+ consideraba que el proyecto de Ley de Presupuestos Generales de Navarra para el año 2020 plantea "una política fiscal y tributaria alejada de las necesidades de la Comunidad Foral, tanto para el año objeto del ejercicio de presupuestación como, especialmente, para el futuro a medio plazo".

"Por el lado de los ingresos, el proyecto adolece de un planteamiento cortoplacista, con una política tributaria aquejada de un manifiesto afán recaudatorio que pone en duda la capacidad recaudatoria futura", señalaba para criticar que este proyecto "perpetúa la gravosa fiscalidad impuesta durante la pasada legislatura que tanto criticó" el PSN, que hoy preside el Gobierno.

Por el lado de los gastos, el proyecto también es "cortoplacista y continuista con las políticas aplicadas por el cuatripartito durante la legislatura anterior", cree el enmendante, que ve en el Proyecto "una apuesta por incrementar gasto corriente frente a inversión".

En su defensa, María Jesús Valdemoros (NA+) ha reiterado estos argumentos y ha asegurado que "son muchas las razones" que la avalan, al tiempo que ha lamentado su rechazo porque "el PSN ha preferido asegurar el poder a costa de un agudo ataque de amnesia" con unos presupuestos "ya pactados" pese a la "incoherencia" de PSN.

"Son unos presupuestos no adecuados para Navarra en las circunstancias actuales y mirando a las necesidades de futuro", ha dicho la portavoz de NA+, que ha avanzado: "No nos vamos a rendir pero ustedes una vez más me han decepcionado".

En el turno en contra, por PSN Ainhoa Unzu ha defendido el "ejercicio de pluralidad" que suponen estas cuentas pactadas con los grupos después de que María Chivite "tendiera la mano a todos los grupos para dialogar", también a Navarra Suma, que a su juicio hubiera presentado una enmienda a la totalidad cualquiera que hubiera sido la propuesta del PSN.

"Ustedes solamente continúan en el conflicto, en el enfrentamiento y en 'el no por el no'", ha afeado la socialista, consciente de que la atomización de fuerzas en el Parlamento tras las últimas elecciones ha obligado a "un ejercicio que no entiende de colores sino de pluralidad".

Uxue Barkos (Geroa Bai) ha criticado el "brindis al sol" de la enmienda, en cuyo "escaso folio y medio" ha echado en falta "rigor y un mínimo de convicción", frente a unos Presupuestos "que tienen mucho de dialogo y son de estabilidad, los quintos consecutivos" tras los años en los que UPN se vio obligado a prorrogar los suyos.

Bakartxo Ruiz, de EH Bildu, ha coincidido en visualizar "a la derecha anclada en el no" y ha calificado su proyecto de "caduco", frente al que sostienen el resto de las fuerzas, que han apostado por "negociar y llegar a acuerdos", por lo que su formación, pese a no considerar estos sus presupuestos, ha decidido "darles una oportunidad" a las cuentas y al Gobierno.

También Mikel Buil (Podemos) ha lamentado la "incoherencia" de NA+ por plantear reducir la recaudación y aumentar el gasto, al tiempo que ha apoyado el proyecto del Gobierno, que "no es la repanocha" pero tiene "cosas positivas" por el aumento de inversiones sociales y también "aspectos mejorables", aunque condicionados por los fondos limitados de los que se dispone.

Por parte de I-E, Marisa de Simón ha expresado un "no rotundo a la enmienda" de NA+ y el apoyo a la propuesta del Gobierno por la "posición política responsable, comprometida con un cambio alternativo a las derechas" de la formación a la que representa, pese a que ha mostrado su "decepción" porque los Presupuestos "son insuficientes", por lo que ha mostrado disposición a negociar enmiendas parciales.