Rechazan el cambio en la oferta de 3 escuelas en euskera

NATV
-

Cientos de personas se han manifestado en Pamplona contra el cambio en la oferta de las escuelas infantiles Donibane, Fuerte Príncipe-Printzearen Harresi y Goiz Eder

Rechazan el cambio en la oferta de 3 escuelas en euskera - Foto: NATV

Cientos de personas se han concentrado este sábado en Pamplona, convocados por una plataforma a favor de escuelas infantiles en euskera, para mostrar su rechazo ante el anuncio del Ayuntamiento de la ciudad de que reestructurará, en los próximo tres años, la oferta actual de plazas de las escuelas infantiles Donibane, Fuerte Príncipe-Printzearen Harresi y Goiz Eder.

Así, según ha anunciado el Consistorio, Donibane y Fuerte Príncipe retomarán el castellano como modelo lingüístico, mientras que la escuela infantil Goiz Eder sumará a su actual modelo en euskera una oferta de plazas en castellano con actividades en inglés.

En la concentración, que ha tenido lugar al mediodía en la Plaza Consistorial, se han exhibido dos pancartas con los lemas 'Iruñean haur eskolak euskaraz' ('Escuelas infantiles de Pamplona en euskera') y 'Iruñean haur eskoletan lan eta ikasi euskaraz' ('Trabajar y aprender en euskera en las escuelas infantiles de Pamplona'). También se han portado carteles con el lema 'Euskaraz bizi nahi dut' ('Quiero vivir en euskera'), y se han coreado consignas como 'Maya entzun, iruña euskaldun' ('Maya escucha, Pamplona euskaldún').

En declaraciones a Europa Press, Asier Biurrun, en representación de los convocantes, ha considerado que las modificaciones anunciadas por el alcalde de Pamplona, Enrique Maya, suponen la reducción de la oferta de las escuelas infantiles en euskera "a una y media" y ha recordado que "veníamos de que hubiese cuatro" centros de este tipo de un total de once en la ciudad.

En su opinión, el argumento esgrimido por el alcalde para estos cambios para "cumplir las sentencias judiciales que revocan los cambios de modelos lingüísticos realizados en 2016", es "una excusa para llevar a fin su objetivo político".

"La decisión que quiere tomar Maya nos va a llevar a un intento de desaparecer y no nos va a dar opciones a matricular a nuestras hijas en euskera", ha criticado Biurrun, que ha reprochado igualmente al PSN porque "ha apoyado" estas modificaciones. "De lo que estamos hablando es de los derechos lingüísticos de nuestros hijos, de los derechos de la educación pública en euskera", ha remarcado.

Biurrun ha afirmado que esta modificaciones en las escuelas infantiles van a tener como consecuencia que "la gente que quiera matricular a sus hijos en euskera se tengan que pelear por una plaza, porque no van a ser muchas" y "va a llevar a un movimiento excesivo de las familias que van a tener que llevar a sus hijas a la Txantrea o la Rochapea".

Finalmente, ha anunciado la intención de realizar una ronda de contactos con las fuerzas políticas en el Consistorio y ha esperado que "esta decisión pueda tener marcha atrás".

"VIVIR EN EUSKERA ES NUESTRO DERECHO"

En esta movilización, los convocantes han leído un comunicado en el que han manifestado que vivir en euskera "es nuestro derecho" y han destacado "las ventajas que ofrece el bilingüismo real para dar el salto hacia el plurilingüismo'. Asimismo, han destacado que "la promoción y defensa de la lengua autóctona debería ser un objetivo de la administración local, ya que nos referimos a los derechos de la ciudadanía".

Han asegurado que en Pamplona "aunque algunas personas no lo quieran ver, la única manera de enseñar y aprender dos idiomas de manera adecuada y generalizada, es ofreciendo el modelo de inmersión lingüística en euskera". Por ello, han reclamado a Geroa Bai, EH Bildu y PSN que "pongan freno a estos ataques de NA+".

Por otro lado, han puesto en valor la modificación de las escuelas infantiles llevada a cabo la legislatura pasada que amplió la oferta en euskera de dos a cuatro centros y "de estar en un solo barrio, pasó a estar en cuatro". Un cambio que "ha facilitado esta opción por el modelo en euskera, ya que ha aumentado el número de plazas y también ha agilizado la movilidad de las familias".

Sin embargo, han lamentado que, a partir de los tres años, "la oferta en euskera todavía no llega a los niveles de elección de las familias" y han señalado que "en Navarra, el 48,7% se matricularon el curso pasado en el modelo A y D". "Es decir, casi la mitad de las personas matriculadas solicitaron la enseñanza en euskera", han subrayado.