Moncloa se planta ante las exigencias de referéndum

SPC
-

Las negociaciones para resolver la crisis catalana encallan en la exigencia «inaceptable» del Govern

La paciencia de Pedro Sánchez parece haberse agotado en las relaciones que mantiene con Joaquim Torra. Yes que el Ejecutivo de Pedro Sánchez dijo ayer que hasta aquí hemos llegado en sus intentos de resolver por la vía del diálogo el conflicto en Cataluña. Después de aceptar la figura de un relator en las reuniones entre Estado y Generalitat, y proponer una mesa estatal de partidos políticos para que todos tuvieran voz, la vicepresidenta Carmen Calvo anunció que el proceso de diálogo había llegado a una vía muerta después de comprobar que las propuestas «no han sido fructíferas».
La dirigente socialista lanzó entonces el guante a los independentistas que «no han aceptado» esta última oferta, al repartir justo al inicio de la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros el documento de tres páginas que constituye la propuesta para canalizar ese diálogo. «Es el único documento sobre el que el Gobierno propone un marco de trabajo», pronunció la andaluza, que quiso dejar muy claro que no habrá más cesiones al independentismo, y al comprobar que no hay otra demanda que la de un referéndum de autodeterminación.
«Este Gobierno tiene la firme decisión de establecer todos los puentes posibles que la ley nos permita para que el diálogo se produzca, pero no aceptará nunca el planteamiento de un referéndum de autodeterminación», agregó la número dos del Gabinete central, que mandó un mensaje a la Generalitat:«No es razonable ni responsable alargar una situación cuando hay elementos que no se pueden salvar».

Moncloa se planta ante las exigencias de referéndum
Moncloa se planta ante las exigencias de referéndum - Foto: Chema Moya