388.000 euros para promover las donaciones de sangre

NATV
-

Salud subvencionará con 388.200 euros a la Asociación de Donantes de Sangre de Navarra (ADONA) para financiar el fomento de la donación de sangre entre la ciudadanía durante 2019. ADONA ha previsto diversas acciones divulgativas y formativas.

388.000 euros para promover las donaciones de sangre - Foto: Salud Navarra

ADONA ha planteado estas acciones que están destinadas a conseguir los productos hemoterápicos necesarios en los centros y servicios sanitarios de Navarra, que se obtienen a través de las donaciones.
De esta manera, se pretende disponer de una base estable de donantes que permita el autoabastecimiento y atender las previsiones del Plan Foral de Hemoterapia.
Las acciones de promoción previstas incluyen actividades educativas, formativas, informativas y publicitarias para aumentar el número de donantes en general, la cifra de los mismos entre el alumnado universitario y los porcentajes de donación en el área de Tudela.

OBJETIVO: CONSEGUIR 1.750 DONANTES NUEVOS
En 2019 ADONA se plantea conseguir 1.750 donantes nuevos y que 1.000 de ellos sean menores de 25-30 años, alcanzar la cifra de 24.000 donaciones, al menos 2.000 de ellas de tipo aféresis (separar los componentes sanguíneos para seleccionar los que se necesitan y devolver el resto al torrente sanguíneo).
Otro reto de ADONA para este año es lograr la fidelización de al menos el 30% de los nuevos donantes con la activación de actos de reconocimiento social y mantener al menos 7.500 donaciones en Autohemoteca (autobús que realiza extracciones).
En 2018 hubo 24.170 donaciones, se registraron 1.713 nuevos donantes de los que 857 fueron mujeres, y la cifra de donantes habituales se situó en 10.960, de los que 7.239 fueron hombres.
Según los datos aportados por el Gobierno, Navarra mantiene la tasa de fidelidad más alta, con un promedio superior a dos donaciones anuales por cada donante de más de 40 años.
Del total de donaciones 1.428 fueron por aféresis y 132 autotransfusiones realizadas en procesos de cirugía mayor, para lo que se ofreció a estos pacientes la posibilidad de extraerse sangre antes de la intervención para recibirla, de manera segura, en caso de necesidad durante o tras la operación.