Cultura y Deporte buscará la cohesión social con 50 millones

NATV
-

Cultura y Deporte tiene como ejes para 2020 "hacer de estas dos áreas elementos de cohesión social y vertebración del territorio", para lo que cuenta con un gasto previsto de 50,6 millones de euros y contempla subidas en las subvenciones.

Así lo avanza el Gobierno foral en una nota, en la que se subraya que las políticas que se marca el departamento que dirige la consejera Rebeca Esnaola "tratan de ser transversales, accesibles, buscan la cercanía y el trabajo en común con las entidades locales y los colectivos pertenecientes a los sectores cultural y deportivo".

Del total del presupuesto, a la Dirección General de Cultura – Institución Príncipe de Viana se le ha dotado con 30,9 millones de euros, mientras que para el Instituto del Deporte la asignación es de 14,7 millones.
Cultura y Deporte buscará la cohesión social con 50 millonesCultura y Deporte buscará la cohesión social con 50 millones - Foto: ARCHIVO
Las ayudas para acciones culturales de los ayuntamientos navarros tienen una asignación de 1,1 millones de euros, lo que supone una subida del 3 % con respecto al dinero aprobado en los presupuestos de 2019. Además, desde el Instituto del Deporte se han previsto un total de 792.000 euros para la convocatoria de ayudas a entidades locales para actividades deportivas y reforma de instalaciones.

El presupuesto en Cultura para 2020 prevé un aumento del dinero destinado a los diferentes programas de ayudas y subvenciones al sector cultural al pasar de 2 a 2,27 millones de euros, con respecto al proyecto de hace un año.

Las cantidades asignadas a cada uno de esos programas han variado en función del análisis realizado a las ediciones anteriores y ha tenido especial incidencia en las ayudas a producciones cinematográficas que casi se duplican de un año para otro.

Aparece una nueva partida para programas de apoyo al sector audiovisual, que se gestionarán a través de la nueva Sección de Proyectos Estratégicos Audiovisuales y Digitales, que pretende dar apoyo y acompañamiento a un sector emergente cuya importancia queda reflejada en la estrategia de Desarrollo S3 de Navarra. Además se contempla otra partida de 1,1 millones para los programas culturales propios organizados por la Dirección General de Cultura.

También en este ámbito, otras novedades de los presupuestos son la inclusión de partidas para un Plan Director de Arqueología para ordenar la realidad arqueológica de la comunidad; un Plan de difusión de museos y colecciones museográficas permanentes; la adquisición de un vehículo para la extensión bibliotecaria; el desarrollo de la Ley Foral de Derechos Culturales; o el incremento del dinero destinado a exposiciones y actividades de difusión de archivos.

Por su parte, el Instituto del Deporte prestará especial atención a las organizaciones deportivas sin ánimo de lucro, las entidades locales, centros escolares y otras, en su labor de posibilitar a la ciudadanía el acceso a la práctica deportiva lúdica, recreativa y saludable.

El Instituto ha visto ampliada la partida destinada a los Juegos Deportivos hasta alcanzar 1,1 millones de euros más para la inclusión de un mayor número de actividades mixtas y de más modalidades en categorías como el ajedrez, el guante laxoa, el tiro con arco o la halterofilia.

Aumenta también el dinero que tiene como fin las ayudas y acuerdos con entidades deportivas, el de la formación en valores deportivos, y el de cooperación e intercambios deportivos.

Los presupuestos recogen una subida del 20 % en la partida destinada a la Fundación Miguel Induráin, con 565.000 euros, para dotarle de una mayor estructura que suponga un refuerzo de sus actividades, con la mirada puesta en el Plan de actuación para el año 2020, que incluye programas de ayudas económicas a deportistas, de búsqueda de jóvenes talentos, de formación, de corresponsabilidad familiar, de promoción de eventos o de captación de recursos.

Además, la sociedad pública NICDO, adscrita al Departamento, recibirá un total de 1,8 millones de euros para la gestión de sus actividades culturales y deportivas, entre las que se incluyen su área de cine o la campaña escolar de esquí; así como para cubrir necesidades en el pabellón Navarra Arena o el Centro de esquí nórdico Larra Belagua, que contaban con una menor asignación presupuestaria en pasados ejercicios.