"Hoy por mí, mañana por tí"

A. Hernández
-

En el Día Mundial de Síndrome Down, han salido a la calle para hacer públicas sus reivindicaciones. Les preocupa especialmente una involución en la inclusión educativa en Navarra en los últimos tres años.

El síndrome Down no es una enfermedad. Tampoco existen grados de síndrome  Down, pero el efecto que la presencia de esta alteración produce en cada persona es muy variable. En lo que todos coinciden es en una lucha diaria por una inclusión plena. Y hoy especialmente.

Han recorrido departamento por departamento para expresar sus reivindicaciones directamente a cada Consejero o Consejera. Una de sus mayores preocupaciones es la involución en la inclusión educativa que están sufriendo en los últimos tres años. Denuncian que cada vez más niños y niñas con síndrome down están siendo derivados a colegios de eduacación especial. Falta profesorado cualificado para atender a alumnado con necesidades especiales como los down.

Otra de las reivindicaciones sigue siendo el empleo. Hay más sensibilización, pero todavía es un porcentaje mínimo el que consigue trabajo.

Desde la Asociación Síndrome de Down de Navarra piden también más plazas en pisos tutelados para cuando llegan a la edad adulta.

"Hoy por mí, mañana por tí"