Policía Foral "tenía permiso" para investigar a La Manada

NATV
-

Los policías forales de Navarra que iniciaron la investigación de los presuntos abusos sexuales a una joven en Pozoblanco han asegurado que recibieron la autorización judicial pertinente para iniciar las pesquisas.

El policía instructor del caso de los Sanfermines ha expuesto hoy ante el juez del caso de Pozoblanco que tras hallar los dos vídeos de los presuntos abusos que se están enjuiciando lo puso en conocimiento del juez de Pamplona de "forma verbal" y éste les autorizó a iniciar las pesquisas para "identificar" a la víctima.

El agente ha señalado que analizaron los vídeos de Pozoblanco ante la necesidad de "cotejar" todo el material que se hallaba en los móviles de los acusados en relación con los hechos de Pamplona y fue entonces cuando el juez navarro autorizó las pesquisas al entender que se habían podido cometer otros hechos ilícitos.
Policía Foral Policía Foral "tenía permiso" para investigar - Foto: EFE
El policía instructor ha manifestado que el juez ordenó que los agentes , en "comisión" al tratarse de unos hechos cometidos fuera de Navarra, trataran de identificar a la víctima y contactar con ella para comprobar los hechos.

Según el agente, que visionó los dos vídeos de Pozoblanco, en los mismos se puede observar a los cuatro acusados hacer "tocamientos" a la víctima, que estaba "dormida o inconsciente" y que "no tenía reacción corporal a los mismos".