Barcina defiende la legalidad de todo lo que hizo en la CAN

NATV
-

La expresidenta de Navarra ha respondido a los requerimientos de los parlamentarios y les ha dejado claro que "si hubiera habido alguna alarma roja, hubieramos actuado". Ha insistido en defender "que no quede ninguna duda de mi honorabilidad"

La expresidenta del Gobierno foral Yolanda Barcina ha afirmado que ella "nunca" decidió en Caja Navarra la cuantía de las dietas que se cobraban y ha afirmado que esos cobros son "legales y conocidos".

"Había una comisión de retribuciones y siempre he aceptado la propuesta que nos traían, valorada por personas que saben más sobre este tema. No he participado en ninguna propuesta de remuneración nunca en la Caja", ha afirmado la expresidenta durante su comparecencia en la comisión de investigación sobre Caja Navarra en el Parlamento foral.

Yolanda Barcina ha sido cuestionada acerca de las reuniones dobles y triples que celebraba la Juntas de Entidades Fundadoras de la CAN en un mismo día, por las que se cobraban también dietas dobles y triples, acerca de lo que ha señalado que ella acudía a las reuniones "cuando me han llamado un presidente y un secretario competente", algo que ha enmarcado dentro de un funcionamiento "normal". "Sobre estas dietas se ha hablado todo y se conoce todo. Esto ha ido a los tribunales y acabaron condenados a costas -los denunciantes-. ¿Ha habido una condena a los miembros de UPN? Ninguna", ha asegurado.

Además, ha dicho que las reuniones se celebraban en la sede central de Caja Navarra, "no eran en ningún caserío, en ningún Batzoki, se celebraban en horas centrales del día y yo acudía cuando lo apuntaba en la agenda mi secretaria". Además, ha sostenido que las reuniones "tenían contenido".

Por otro lado, ha negado que la supresión del cobro de dietas en Caja Navarra tuviera relación con una posterior subida de las retribuciones de los miembros del Gobierno foral.

Mientras la parlamentaria de EH Bildu Arantza Izurdiaga le interrogaba sobre estas cuestiones, Barcina le ha preguntado si no le preocupaban "las dietas por extorsión o por impuestos revolucionarios -de la banda terrorista ETA-, que incluso pagándolas había personas asesinadas". Izurdiaga ha replicado que éste asunto es "el comodín que se utiliza cuando alguien no quiere contestar".

Yolanda Barcina ha negado que en Caja Navarra hubiera "ni dádivas, ni corrupciones, ni nada raro" y ha afirmado que "todos los tribunales" que se han pronunciado sobre denuncias presentadas en relación con Caja Navarra han archivado las causas o han condenado en costas a los denunciantes. "Hemos actuado con honradez y con transparencia, y todo lo que se ha hecho en CAN ya se conoce", ha indicado.

En opinión de Barcina, esta comisión "llega tarde" y ha considerado que quizá algunos la entienden como "una sala de recursos para ganar aquello que perdieron, porque fueron a los tribunales y de todas las sentencias que ha habido, no han ganado ninguna y lo que ha habido es condena en costas (a los denunciantes), y la condena en costas es temeridad y mala fe, es lo que dicen los libros de Derecho".

La expresidenta ha pedido que la dejen "tranquila, que ya me he marchado de política, han intentado batirme por todos los medios y no lo han conseguido".

Yolanda Barcina ha afirmado que "si hubiese habido corrupción estaríamos preocupados, pero no ha habido corrupción en Navarra, aquí no estamos hablando de eso".

Ha considerado que "esta comisión ha servido para crispación y para enfrentamiento público entre tres exdirectores de la Caja, no me ha gustado nada, no ayuda ni a instituciones financieras ni a la política ni a este Parlamento".

Así se ha pronunciado Yolanda Barcina a preguntas de la parlamentaria de EH Bildu Arantza Izurdiaga, quien a su vez ejerció como abogada de la asociación Kontuz en la denuncia sobre CAN. Izurdiaga ha negado que Kontuz fuera condenado en costas y ha criticado la "opacidad" con la que actuó el Gobierno de Navarra ante las solicitudes de información sobre Caja Navarra.

La expresidenta del Gobierno ha asegurado que ha sido "perseguida por el entorno abertzale y por el entorno no abertzale, con denuncias a los tribunales falsas". "Una de las primeras denuncias que sí cobre por condena en costas fue cuando se metieron con la casa en la que resido. Fíjese si he sido perseguida. Unas personas vieron una foto en el periódico, pusieron una denuncia y les condenaron a costas. Me han perseguido, no se pueden imaginar cuánto. Han intentado hundirme por todos los medios, y después de todas las denuncias venían las elecciones, yo me presentaba, los navarros votaban y ganaba las elecciones con muchos votos de diferencia con el segundo", ha indicado.

Barcina ha considerado así que esta comisión es "fruto de la impotencia porque debe ser muy frustrante que lo único que puedan ofrecer a la ciudadanía navarra después de cuatro años de Gobierno que yo aparezca por aquí". "Debe ser un triste balance. ¿No tienen otra cosa que ofrecer que este balance? Yo era la pieza a batir y decidí marcharme voluntariamente", ha asegurado.

Además, ha negado que ella actuara con opacidad y ha asegurado que "informaba de todo lo que me preguntaban", si bien ha precisado que "hay que tener mucho cuidado con la privacidad, con los conflictos de intereses, yo tenía que respetar a otras instituciones".

En otro orden de cosas, la expresidenta del Gobierno ha afirmado que entregó a Caja Navarra el informe que le facilitó en 2011 Lorenzo Riezu, exdirector de la entidad, informe en el que se advertía de la situación de Caja Navarra.

"Cuando mucha gente te trae informes y no tienes competencias, pueden ir a unos cajones y los dejas", ha indicado, para precisar que ella no lo dejó "en el cajón", sino que se lo entregó al entonces director general de Caja Navarra, Enrique Goñi.

Barcina ha explicado que no trató con Goñi el contenido del informe y se ha preguntado si "una presidenta del Gobierno está para eso", en un contexto en el que "los problemas que tenía como presidenta eran impresiones, había que recortar en tres meses más que todo el presupuesto de Pamplona en todo el año". "En esos momentos de grave crisis económica, yo que tengo el principio de respeto institucional, remito el informe a Caja Navarra, aunque me constaba que ya lo tenía", ha afirmado.

 

Barcina se defiende de las acusaciones sobre el caso CAN
Barcina se defiende de las acusaciones sobre el caso CAN
Barcina se defiende de las acusaciones sobre el caso CAN
Barcina se defiende de las acusaciones sobre el caso CAN