NA+ dice que "el Gobierno de Chivite es el de los sillones"

NATV
-

Navarra Suma ha afirmado este viernes que "el Gobierno de Chivite es el gobierno de los sillones, la propaganda y el seguidismo al nacionalismo vasco".

Javier Esparza - Foto: ARCHIVO

Según ha dicho la coalición en una nota, "la presidenta podrá dar las ruedas de prensa que quiera para contar lo que dice que quiere hacer, pero la realidad es que en el tiempo que lleva como presidenta ha tenido que configurar un gobierno con 13 consejerías para intentar contentar a todos sus socios y ha convertido a su gobierno en una agencia de colocación para los suyos".

Ha añadido que "no ha dudado en utilizar los medios públicos oficiales para llevar a cabo una labor propagandística y ha elaborado un acuerdo programático que se limita a dar continuidad a las políticas nacionalistas del gobierno anterior, a las que tanto criticó".

Navarra Suma ha expuesto que "para poder acceder al sillón presidencial, su partido no dudó en llegar a un acuerdo con Bildu, en aceptar que tuvieran un puesto en la Mesa del Parlamento, en darle la presidencia del Parlamento al PNV, en configurar como le pidieron un gobierno de coalición, en dar la alcaldía de Huarte a Bildu como le había exigido la formación abertzale, en pactar con Geroa Bai para darle sus votos al senador autonómico y en no sentarse a hablar con Navarra Suma como también le exigieron sus socios". "Eso y todos los acuerdos hasta ahora ocultos que seguro que iremos conociendo a lo largo de la legislatura", ha apuntado.

Asimismo, ha afirmado que "Chivite se ha instalado hace meses en una incoherencia permanente, fruto de las cesiones que ha tenido que hacer a sus socios a cambio de que le dieran su apoyo para hacerse con el sillón de presidenta del Gobierno".

"Esa incoherencia le lleva a pretender situarse en la centralidad política, algo que se desacredita por sí mismo habiendo elegido como socios a la derecha vasca que representa PNV, a los populistas de Podemos, a los comunistas de IE y a los radicales de Bildu", ha agregado.

Por ello, ha criticado Navarra Suma que "parece que ahora, para no molestar a sus socios, Chivite quiere renegar de todo lo que afirmó y defendió en la pasada legislatura como secretaria general del PSN".

Por último, ha exigido a la presidenta del Gobierno que "deje de entrometerse en la actividad parlamentaria de Navarra Suma y que respete a los 127.000 navarros que nos votaron". "No deja de ser contradictorio que cuando le interesa a ella diferencie sus responsabilidades como secretaria del PSN del papel institucional como presidenta del Gobierno y que, sin embargo, utilice sus intervenciones como presidenta del Gobierno para criticar a Navarra Suma como formación política", ha concluido.