Rechazada enmienda a la deducción en el IRPF de las madres

NATV
-

El Parlamento ha rechazado una enmienda a la totalidad de Navarra Suma al proyecto de ley foral que establece una deducción para las personas que recibieron prestaciones de maternidad y paternidad de 2015 a 2018 y pagaron el correspondiente IRPF.

La propuesta de Na+ solo ha sido apoyada por la coalición y ha sido rechazada por el resto de los grupos.

La consejera de Economía y Hacienda, Elma Saiz, ha defendido el proyecto ante el pleno y ha destacado que el mismo "es una solución a un problema", que se materializa en una nueva deducción aplicable únicamente en 2020 por las prestaciones de maternidad y paternidad de 2015 a 2018 que no quedaron exentas del IRPF.
Rechazada enmienda a la deducción en el IRPF de las madresRechazada enmienda a la deducción en el IRPF de las madres - Foto: ARCHIVO
Saiz ha indicado que se aplicará un 25 % de deducción a las personas cuya renta no supere los 30.000 euros anuales y el porcentaje se irá reduciendo hasta llegar al 0 % a los que superen los 105.000 euros.

Tras resaltar que se trata de "la única solución legal" para solucionar este problema, la consejera ha señalado que esta deducción en el IRPF de 2020, que se aplicará en la declaración de 2021, funciona como lo que se conoce como un "impuesto negativo", sobre la cuota diferencial, por lo que siempre hay devolución.

Esta deducción, ha dicho, que supone un desembolso de casi 30 millones de euros, es más favorable a las rentas más bajas y para el 40 % de los afectados "es como si las prestaciones hubieran estado exentas".

Saiz ha aseverado que no es posible jurídicamente una deducción retroactiva como reclaman algunos partidos.

En ese sentido, la parlamentaria de Navarra Suma María Jesús Valdemoros ha asegurado que "no existe ninguna norma que impida a priori que las leyes tributarias se aprueben con carácter retroactivo".

Valdemoros ha indicado que, en este tema, "el cambio ha venido por el PSN", ya que "lo que defendían lo han dejado por el camino" y eso, ha opinado, es "incoherencia" y "mirarse primero el ombligo y luego pensar en los demás".

Navarra Suma, ha apuntado, planteaba en el texto alternativo incluido en la enmienda la exención a partir de 2020, "porque queremos la igualdad de padres y madres con el resto de España".

Ainhoa Unzu, del PSN, ha replicado a Valdemoros que "sabe que la propuesta que vuelve a plantear a día de hoy no es posible", teniendo en cuenta las sentencias de los tribunales navarros, y ha resaltado que el proyecto de ley del Gobierno "es la única opción y vía posible de dar una solución con garantía" a este problema.

Por Geroa Bai, Uxue Barkos ha considerado que en la legislatura pasada "mintió" tanto Navarra Suma como el PSN al pedir que la Hacienda foral devolviera directamente el IRPF cobrado, lo que suponía que el Gobierno "prevaricara" en contra de "lo que la propia norma navarra dice".

El portavoz de EH Bildu, Adolfo Araiz, ha subrayado que "no hay ningún derecho subjetivo" que ampare la exención a estos padres y madres y ha apoyado este proyecto de ley porque prevé una deducción y no una exención, que era "el planteamiento del anterior Gobierno".

Mikel Buil, de Podemos, ha calificado la propuesta de Na+ como "una enmienda zancadilla" y ha puesto de relieve "el gran error" que está cometiendo a su juicio esta coalición, que "se va a oponer a repartir estos treinta millones entre los padres y madres que más lo necesitan".

Por Izquierda-Ezkerra, Marisa de Simón ha afirmado compartir "totalmente" el proyecto, ya que "la solución a ese problema se soporta en el modelo de deducciones fiscales", que es "un sistema más justo y progresivo".

En su turno de réplica, Valdemoros, quien ha estimado que en Navarra ya hay "un pentapartito", ha insistido en que es posible la exención con carácter retroactivo según las leyes tributarias.