La compraventa de viviendas se dispara un 10% en 2018

SPC
-

El impulso del sector es fruto tanto del mercado de nueva construcción como de las transacciones de segunda mano, que se elevaron hasta un 9,9% marcando su mejor dato en la última década

La compraventa de viviendas se dispara un 10% en 2018

El sector de la construcción pasa por un buen momento en España al recuperar valores de precrisis, según constata el INE en su última publicación que manifiesta que la compraventa de viviendas subió un 10,1% en 2018 con respecto al año anterior, hasta un total de 515.051 operaciones, su mayor cifra desde el ejercicio 2008. 
Tanto el mercado de segunda mano como el de nueva construcción fueron los impulsores de este crecimiento anual, el quinto consecutivo después de que el número de transacciones subiera un 2% en 2014, un 11,5% en 2015, un 14% en 2016 y un 15,4% en 2017. El de 2018 fue, de este modo, el avance anual más moderado desde 2014. 
En el período de crisis, los peores años para el sector fueron 2009 y 2008, en los que estas operaciones se desplomaron un 25,1% y un 28,8%, respectivamente. En 2012 y 2011, aún se registraban descensos de dos dígitos (-11,5% y -18,1%), mientras que en 2013 la caída se moderó hasta el 1,9% por el fin de los beneficios fiscales existentes para la adquisición de vivienda. 
El repunte del pasado año se debió a la expansión del mercado de segunda mano, que se incrementó un 9,9%, hasta 422.531 transacciones, su cifra más alta desde 2007, y también a las operaciones sobre pisos nuevos, que se incrementaron un 11,1%, hasta sumar 92.520, su volumen más alto desde 2014. 
El 90,3% de los bienes inmuebles transmitidos durante el año pasado fueron viviendas libres y el 9,7%, protegidas. En total, las primeras subieron un 10,1% en 2018, hasta 465.083 operaciones, en tanto que las protegidas repuntaron un 10,3%, hasta 49.968 transacciones, su cifra más alta en ocho años. 
Andalucía fue la región en la que más fincas se escrituraron el año pasado, con 101.330 registros, seguida de Cataluña (81.020), la Comunidad Valenciana (78.800) y Madrid (75.845). 
Las autonomías que realizaron un menor número de inscripciones fueron La Rioja (3.599), Navarra (5.976) y Cantabria (6.295). 
En valores relativos, el indicador subió en todas las comunidades en 2018 menos en Baleares, donde bajó un 2,9%. Las regiones donde más se incrementaron estas operaciones fueron Murcia (+24,3%), La Rioja (+18,9%) y Castilla-La Mancha (+18,1%), mientras que los menores aumentos se dieron en Canarias y Cataluña, con un alza del 4% en ambos casos. 
Sumando las fincas rústicas y las urbanas los bienes transmitidos en 2018 totalizaron 1.967.109, cifra que es la más elevada desde 2008 y que representó un aumento del 9,2% sobre 2017. Es el cuarto ejercicio consecutivo en el que se incrementan las casas transmitidas tras los crecimientos del 4,9%, del 2,9% y del 6,7% registradas en 2015, 2016 y 2017, respectivamente.